El carácter de tu mascota, en un retrato fotográfico

Retratar la imagen de una mascota no es tarea fácil. No posan para la cámara, son inquietas y, si están de mal humor, no habrá forma de que sonrían para el lente. Es por eso que, para lograr la fotografía deseada, se necesitan tiempo, paciencia y, sobre todo, amor hacia los animales.


Francisco Paz y Miño practica esta labor, profesionalmente, desde hace cinco años. Dependiendo del animal y de sus propietarios, las fotografías se pueden realizar en el estudio, en su casa o en exteriores.

Ver más: Perros y gatos tienen huellas 'nasales'

La mayoría de veces, los dueños de perros grandes optan por las tomas en su hogar. Por otro lado, con las razas más pequeñas y mimadas, el trabajo se complica un poco porque no se quedan quietas y tienden a acercarse a la cámara de Paz y Miño, para que él las acaricie.

Las sesiones, por lo general, no demoran menos de 30 minutos ya que es necesario que se familiaricen con el ambiente. Finalmente liberan sus energías y, en cierta forma, posan para poder tomar la fotografía. Aunque admite que es un proceso largo, cuando se obtiene la imagen, el resultado refleja todo el esfuerzo invertido y el amor que siente por sus clientes de cuatro patas.

Para Ricardo Sánchez, propietario de Pet Motion, lo más importante es presentar la verdadera personalidad de la mascota en las imágenes. Si el perro es activo, juguetón o, por otro lado, perezoso, las locaciones elegidas y el ambiente deben reflejar su carácter.

Los gatos posan más fácilmente, pero con los perros se logra más variedad en las tomas. Además, las sesiones con los felinos se realizan en los hogares, ya que su nerviosismo aumenta en otras locaciones.

El Comercio de Ecuador


Escrito por
Más de Equipo Eme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *