En Ecuador se hace astroturismo

La ciencia también puede ser el acompañante perfecto en un viaje de placer. El astroturismo es una opción que convoca a los viajeros que quieren “abandonar” la Tierra para mirar hacia el espacio infinito en lugares donde apenas hay contacto humano.


En las últimas dos décadas, la astronomía ha ampliado su influencia en la gente gracias a la aparición de aficionados quienes, con vastos conocimientos de los cuerpos celestes, se aproximan hacia esta ciencia pero de una manera más lúdica.

Ver más: Galápagos, entre las islas más visitadas en Sudamérica

Su principal interés es mirar las estrellas con sus propios ojos; ver a la Vía Láctea con un telescopio y no a través de imágenes proporcionadas por un satélite y colgadas en alguna página de la Internet.

En el Ecuador, este tipo de turismo se entremezcla entre la curiosidad de los amantes de la astronomía y de quienes tienen más interés por la ufología. En Chirije (Bahía de Caraquez) existen grupos especializados de ufólogos que, junto a sus conocimientos del mapa celestial, invitan a los visitantes a conocer zonas de avistamientos de ovnis.

A través del sitio web, los usuarios pueden conocer más sobre este rincón manabita y su relación con los extraterrestres. No todo el astroturismo gira en torno al avistamiento de seres del espacio.

En sitios como las pirámides de Cochasquí, en Pichincha, o en el Parque Nacional El Cajas, en Azuay, las personas se reúnen periódicamente para realizar actividades relacionadas con la astronomía.

Estos sitios no solo atraen a los aficionados porque su cielo permite mirar la bóveda celeste en todo su esplendor. De por medio se encuentra el hecho de que en estas zonas ya se ponían en práctica conocimientos astronómicos mucho antes de la llegada de los conquistadores.


El Comercio de Ecuador

Escrito por
Más de Equipo Eme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *